• version imprimible
Martes, junio 13 de 2017

Gobierno realizó exitosa colocación de bonos soberanos por US$ 2.300 millones en mercados internacionales

  • El ministro de Hacienda destacó que los resultados implican que “se mantiene una percepción positiva de los inversionistas internacionales externos sobre la fortaleza institucional y económica de Chile”.

Santiago, 13 de junio de 2017.- En línea con el marco de endeudamiento autorizado por el Congreso en la Ley de Presupuesto 2017, el Gobierno concretó la colocación de bonos soberanos en euros y dólares por un total de US$2.300 millones en los mercados internacionales.

En el caso de los bonos en euros, se emitió un monto total de 700 millones de euros (equivalente a US$757 millones a la tasa de cambio spot), mediante la reapertura del bono con vencimiento en el 2030 a una tasa de 1,534% (con una tasa cupón igual a la del bono emitido en 2015, de 1,875%). Esto implica un spread de 50 puntos base sobre el mid swap en euro (tasa de referencia de los instrumentos de largo plazo en euros) y el libro fue suscrito en más de dos veces.

En una segunda operación, se cerró la emisión de bonos en dólares a 30 años plazo por un monto de US$1.243 millones a una tasa de 3,869% (tasa cupón de 3,860%). Esto implica un spread de 100 puntos base sobre la tasa del Tesoro de Estados Unidos al mismo plazo. La demanda representó 5,5 veces la cantidad ofertada. Por otro lado, se realizó un exitoso intercambio de bonos en dólares, recomprándose deuda emitida en años anteriores por un monto aproximado de US$290 millones.

El ministro de Hacienda, Rodrigo Valdés, destacó que en el constante monitoreo de los mercados internacionales por parte de la cartera, se aprovechó este momento de baja incertidumbre en los mercados internacionales y fuerte apetito percibido para emisores de nuestra calidad crediticia. 

El secretario de Estado dijo que, pese a las condiciones económicas de bajo crecimiento de la economía chilena, los spread de Chile se ubican en niveles muy favorables para nuestro país. En efecto, en 2016 la emisión a 10 años en US$ significó un spread de 130 puntos base, mayor al spread del bono emitido hoy a 30 años (100pb). Por su parte, para la operación en euro, el bono emitido en 2016 a 10 años implicó un spread de 110 pb, mayor al spread del bono colocado hoy a 13 años (50pb). “Esto nos indica que se mantiene una percepción positiva de los inversionistas internacionales externos sobre la fortaleza institucional y económica de Chile. Es más, las colocaciones de bonos son una demostración explícita de confianza en el futuro económico de Chile”, dijo Rodrigo Valdés.

Asimismo, el ministro de Hacienda destacó que se logró generar una tasa de interés de referencia (benchmark) para las empresas chilenas que buscan financiamiento en los mercados externos. 

Los agentes colocadores fueron los bancos Citibank, Goldman Sachs, HSBC y JPMorgan, mientras que los asesores legales fueron Cleary, Gottlieb, Steen y Hamilton, y Morales y Besa.

Ir arriba